Anglo American reemplaza a Luis Marchese pese a que sacó adelante Quellaveco

Luis Marchese es la cara del proyecto Quellaveco y de Anglo American en Perú. O al menos lo fue hasta que anunciaron en Palacio la decisiva y millonaria inversión (más de US$5,000 millones) en la región Moquegua de la construcción del plan minero, en julio de 2018.

En ese entonces, un cariacontecido Luis Marchese, sentado al lado del ministro de Energía y Minas, Francisco Ísmodes, y cerca al presidente de la República, Martín Vizcarra, anunciaba a todos los peruanos que la minera con sede en Londres y con operaciones en tantas otras partes del mundo como Canadá, Australia, Sudáfrica y Chile, eligió apostar por el Perú… pero no por Marchese.

El día del anuncio de la decisión de inversión de Anglo American en Quellaveco, la cámara del fotógrafo oficial del mandatario Vizcarra Cornejo captó a un Luis Marchese con la mirada perdida y un mohín de incomodidad: un par de días antes, desde Londres, le dijeron que ya no ocuparía el cargo de gerente general de Anglo American para Perú, que muchas gracias por sacar adelante un proyecto de clase mundial, que muchas gracias por pelearte por nosotros con las montañas de trámites y los temas sociales, pero que ahora, desde ese momento, el desarrollo del proyecto sería responsabilidad de una persona más cercana al directorio de Anglo: Tom McCulley, quien reportaría directamente a Londres.

El cargo de gerente general de Anglo American Perú, según los ejecutivos de la corporación, no tenía sentido considerando que se había creado en función a una perspectiva más amplia de manejar varios proyectos en el Perú (en ese entonces la empresa tenía Michiquillay), al quedarse solo con Quellaveco ¿qué sentido tenía un representante país?

Luis Marchese, según su currículum vítae, tiene una maestría en minerales por la Universidad de Pensilvania, EEUU. Al obtener este grado académico, Anglo American decide reclutarlo. Trabajó entre los años 1995 y 2004 en Anglo American en Chile y Canadá, llegando a ocupar el puesto de gerente de Mina en la Mina Mantoverde en Chile. En el año 2005, regresa a Perú a trabajar en la trader Trafigura como gerente de Proyectos e Inversiones Mineras.

A fines del 2006 retorna a Anglo American para ocupar la gerencia general del proyecto Quellaveco. Desde entonces se desempeñó como gerente de los proyectos Quellaveco (Moquegua) y Michiquillay (Cajamarca) en diferentes momentos, hasta que en 2009 asumió la responsabilidad de dirigir la gerencia país de Anglo American, soportar posteriormente los vaivenes del mercado de commodities y tener que dar siempre la misma respuesta cuando le preguntaban sobre la posibilidad de que Quellaveco se ejecutara: “Es una decisión de Londres”, pues aquí casi todo estaba hecho: los diseños, la ingeniería, los trámites ambientales y sociales, incluyendo las 26 mesas de concertación social que encabezó para sacar adelante el proyecto.

Tras años de incertidumbre y de misterio, Anglo American logró reducir el riesgo al encontrar un socio para la aventura: Mitsubishi, y luego informar que Quellaveco sería una realidad. La puesta en marcha de este proyecto se debe en gran medida a Luis Marchese. Para quienes conocen los mecanismos internos de las grandes empresas, saben de antemano que las decisiones de directorio influye mucho el gerente país, quien debe convencer a la empresa, con montañas de números, que la inversión correcta es aquí, como lo hizo Marchese, y no en otro país. Luis Marchese fue ese gran gestor detrás de Quellaveco.

Hoy este experimentado ejecutivo ha sido elegantemente apartado para cumplir un papel secundario en Anglo American Perú. El propio ejecutivo confirmó el extendido rumor a nuestra revista: “Estoy trabajando para Anglo como asesor sénior. No es un cargo externo. Eso es todo lo que puedo declarar”, dijo.

Una fuente familiarizada con el asunto, que prefiere permanecer en el anonimato, sostuvo que Anglo había optado por invitar al retiro, de una forma sútil, a Marchese, por lo que se creó el cargo de asesor el que, según fuentes del sector, se vencería en junio de este año, muriendo también el cargo de gerente general Perú.

Otro fuente, muy vinculada a la actividad minera, sobre Luis Marchese, a quien conoce cercanamente, destaca el trabajo realizado por el ejecutivo indicando: “Luis Marchese es de las personas que por sus cualidades personales y profesionales bien podría sacar adelante un megaproyecto como el Distrito Minero Conga-Galeno-Michiquillay”.

 

Autor: Jean Pierre Fernandez (jpfernandez@prensagrupo.com)