Buenaventura planea resucitar los relaves con oro y plata de Julcani

Buenaventura planea resucitar los relaves con oro y plata de Julcani

Lo que algún día fueron los desechos resultantes de las operaciones de la mina Julcani, hoy podrían convertirse en los insumos claves para aportarle algunas cifras extras a la producción consolidada de Buenaventura.

Nos referimos precisamente a los relaves que hoy descansan en tres represas, las cuales permanecen dormidas, es decir, sin actividad y cerradas desde el año 1984.

A partir de las evaluaciones mineralógicas realizadas en estas instalaciones, se pudo concluir que el material yacente esconde, por cada tonelada métrica, leyes de 2,08 onzas de plata y 0,34 gramos de oro.

«Considerando tales leyes, estos relaves pueden ser reprocesados para obtener concentrados de Ag (plata) y A (oro) de manera económicamente rentable, lo cual representa una oportunidad para mejorar los niveles de produccion de Julcani», ha diagnosticado la empresa minera.

Pero como todo objetivo a concretar, siempre hay un método detrás. Y para ello, Buenaventura ha cincelado el paso a paso de los procedimientos para su obra maestra, a través de un estudio técnico, el cual compila una retahíla de propuestas.

En efecto, para el reaprovechamiento de los relaves mineros, lo primero que se tiene pensado es retirar 56,600 m3 de material que actualmente cubre a las represas 1, 2 y 3. Una vez culminada la extracción de los relaves, el material retirado será utilizado para el cierre progresivo de la instalación.

Asimismo, para permitir el tránsito de vehículos y maquinarias, será necesario estabilizar el terreno en el área de trabajo de las represas, por lo que se procederá a colocar una capa de geoceldas de HDPE de 15 cm de espesor y rellenada con material granular.

Previo a todo lo descrito anteriormente,  se implementará un sistema de repulpado, transporte por tuberías y recepción en la planta de concentradora.

Es así que, cada mes, se sustraerán 7,000 toneladas de material rico en oro y plata (237,400 m3, en total), el cual será procesado durante 12 días al mes en la planta concentradora, la misma que actualmente opera al 50% de su verdadera capacidad (600 TMD).

«Las tareas de extracción se realizarán durante un periodo de hasta siete  años, es decir, no se haría necesariamente todos los meses», aclaró bien la empresa.

Igualmente, fue bastante enfática al precisar que las propuestas de su proyecto no ocuparán áreas nuevas y/o no intervenidas previamente por las actividades de Julcani, así como tampoco implicarán el incremento de la capacidad de la planta concentradora, ni modificar los procesos unitarios actualmente empleados para el beneficio de los minerales; y por lo tanto tampoco el consumo de agua o generación de efluentes.

Otras propuestas

Buenaventura también planea optimizar el sistema de agua potable de los campamentos Julcani y Ccochaccasa, mediante el reemplazo y adición de equipos en el sistema, con el propósito de asegurar una calidad de suministro adecuada para el consumo humano.

Además, cerrará dos polvorines existentes para construir otros dos en la zona de mina Acchilla, conforme a los requerimientos normativos de seguridad vigentes.

También construirá dos tramos de accesos de 775 metros, así como realizar el mantenimiento de tres tramos de 850 metros de longitud para mejorar la circulación al interior de Julcani. Con ello, la unidad minera pasará a contar con un total de 76,260 metros de accesos.

Finalmente, modernizará el taller de mantenimiento de equipo liviano y pesado. Actualmente se cuenta con cinco talleres: maestranza, equipo liviano y pesado, soldadura, eléctrico y carpintería.

Dato

Las propuestas descritas anteriormente corresponden al tercer ITS sustentatorio de la UEA (unidad económica administrativa) Julcani. El Senace evalúa el informe.