Comuneros de Fuerabamba exigen 660 puestos de trabajo a minera Las Bambas cuando antes los rechazaban

La comunidad de Fuerabamba exige a Las Bambas, minera de la empresa de capitales chinos MMG, 660 puestos de trabajo, a pesar de que en 2015 solo 140 comuneros, de los 500 que la minera esperaba reclutar, aceptaron un cupo laboral.

La información ha aparecido en la edición del norte de Perú 21. De los 140 comuneros que aceptaron el empleo en Las Bambas en 2015 solo 68 permanecen en la compañía, refiere la nota, que cita declaraciones de Gregorio Rojas, presidente de la comunidad asentada en la región Apurímac.

Si la minera no acepta la propuesta, advirtió Rojas, volverán a bloquear la vía por la que MMG transporta sus concentrados de cobre hasta las costas de Arequipa, en el puerto de Matarani.

Las Bambas se comprometió “garantizar puestos de trabajo fijo y directo en la mina” para los comuneros de Fuerabamba. En julio de 2015 el entonces presidente de la comunidad, Facundo Alccahua, siempre según Perú 21 Norte, envió a la empresa una relación de las personas de la comunidad que formarían parte de la plantilla de la minera china. Solo 71 se presentaron al programa de entrenamiento.

Cinco meses después, dirigentes de la comunidad y la compañía suscribieron un documento donde se dio por cumplido el convenio de empleabilidad.

No obstante, en 2016 Las Bambas volvió a enviar un nuevo ofrecimiento de empleo a la comunidad de Fuerabamba. En este nuevo proceso 73 superaron la entrevista de selección peor solo 36 acudieron al programa de entrenamiento.

Hubo una nueva convocatoria de empleo en 2017 para los fuerabambinos pero nadie acudió. Gregorio Rojas afirma que quienes se retiraron de Las Bambas lo hicieron porque “el contrato ha sido un poco mal”.

Las Bambas señala que para aceptar nuevos comuneros de Fuerabamba, necesita primero “una copia del padrón comunal para revisar caso por caso si les corresponde el mencionado beneficio, sin embargo la comunidad ha rehusado brindar esa información”.

Hace unos meses, la comunidad de Fuerabamba bloqueó por casi dos meses la carretera de uso público por la que transitaban sus 150 camiones con concentrados de cobre.

Hoy se realiza la reunión entre la minera Las Bambas y los comuneros de Fuerabamba, con la presencia de la ministra de Desarrollo e Inclusión Social, Paola Bustamante, y un representante de la Defensoría del Pueblo. También se aguarda la asistencia de un delegado de la Conferencia Episcopal Peruana.

Autor: Jean Pierre Fernandez (jpfernandez@prensagrupo.com)