Gobierno planea invertir US$788 millones en asfaltado de corredor minero que utiliza MMG

El Gobierno peruano tiene un plan para evitar que se repita el conflicto de Las Bambas: invertir unos US$788 millones en la zona para fortalecer la presencia del Estado e impedir que las protestas escalen hasta niveles incontrolables, como ha sucedido en la zona del fundo Yavi Yavi, cuando comuneros de la comunidad de Fuerabamba bloquearon el paso de los camiones de MMG debido, según ellos, a diversos compromisos incumplidos por la minera.

El primer ministro, Salvador del Solar, afirmó en RPP que es “prioridad” para el Gobierno del presidente Martín Vizcarra resolver el conflicto de la mina Las Bambas. “El proyecto (Las Bambas) tiene que seguir”, dijo Del Solar en una entrevista con la radioemisora loca. “Tenemos que corregir la ausencia del Estado”, agregó el funcionario.

La comunidad indígena de Fuerabamba mantiene bloqueado el acceso a la mina desde inicios de febrero y exige a MMG Ltd, propiedad de China Minmetals Corporation, un pago por el uso de una carretera que atraviesa sus tierras. El Gobierno espera que los comuneros tomen hoy la decisión de liberarla definitivamente.

Las Bambas transporta cobre hacia la costa para su exportación a través de un corredor minero de 324 kilómetros por las regiones de Apurímac y Cusco, y el Gobierno planea asfaltarla para que “al menos el problema de liberación de polvo, disminuya”, dijo Del Solar.

Pero “la conversación grande es la puesta en práctica de todo este plan de más de 2,600 millones (de soles) que tiene que transformar, junto con la fuerza de un proyecto como Las Bambas, la realidad de una región como Apurímac”, agregó, según la agencia de noticias Reuters, desde donde extraemos gran parte de la información.

Autor: Jean Pierre Fernandez (jpfernandez@prensagrupo.com)