Hasta US$11 trillones generará la digitalización industrial: ABB

Un estudio realizado por la consultora McKinsey, por encargo de la multinacional ABB, señala que al 2025 las tecnologías digitales podrían generar oportunidades de inversión entre US$4 a US$11 trillones.

Álvaro Castro, gerente de Línea de Sistemas de Control de ABB en Perú, comentó que las empresas empiezan a optar por tecnologías digitales como realidad virtual, máquinas autónomas, machine learning, redes y big data, cloud computing, entre otras. 

Además, informó que estas tecnologías son la base y complementan los servicios digitales como la asistencia remota y la robótica, que mejoran procesos, evitan errores, garantizan la seguridad del personal y optimizan tiempos.

“Las minas tienen cada vez más oportunidades de integrar robots a sus procesos para obtener información precisa de lugares que para un ser humano sería complicado acceder, sin mencionar el alto nivel de exposición al que se enfrentarían”, afirmó.

Reveló que recientemente se está probando en plantas mineras de Estados Unidos y Brasil el servicio de un robot que proporciona un monitoreo automatizado de los lugares críticos y/o inaccesibles, como los rodillos de una faja transportadora. Se trata del Conveyor Roller Inspection Services (CRIS) que brinda información para predecir errores y así evitar paradas inesperadas.

Las industrias del futuro apuntan, también, a una asistencia remota. “A través de una aplicación digital –denominada ABB Ability System 800xA Power Control Library– se puede monitorear remotamente el sistema eléctrico industrial y administrar una gama más amplia de los equipos eléctricos de subestaciones desde una sala de control, de modo que los problemas potenciales se puedan resolver de manera más rápida y segura”, afirmó el Ing. Castro.

En el congreso AUTOMATISA 2019, organizado por ISA sección Perú, ABB brindó una exposición sobre las soluciones digitales para la industria del futuro con el objetivo de explicar los diversos factores y criterios que las empresas deben considerar al momento de implementar prototipos y tecnologías disruptivas.

Autor: Jean Pierre Fernandez (jpfernandez@prensagrupo.com)