Shell: “Trabajar con tecnología sintética en la industria minera aún no es una práctica extendida”

Shell: “Trabajar con tecnología sintética en la industria minera aún no es una práctica extendida”

El sector minero juega un papel importante en la economía del país debido a que aporta 10% al producto bruto interno (PBI), genera divisas e ingresos fiscales por impuestos, crea empleos directos e indirectos y atrae inversiones. Al ser un eje primordial para el crecimiento y desarrollo del Perú, Augusto Fernandes, experto en aplicación de productos para minería de Shell en Latinoamérica, indicó que el reto de esta multinacional es acompañar la visión de esta industria, la cual debe permanecer estrechamente vinculada al tema medioambiental.

“La industria minera necesita producir cada vez más con mayor seguridad y bajo impacto ambiental. Shell trabaja con un amplio portafolio de productos para ayudar a sus clientes a incrementar la productividad y vida útil de sus equipos y componentes, lo que les permite reducir el consumo de lubricantes y combustibles; es decir, producir más con menor impacto en el medio ambiente”, dijo.

Retos y beneficios

Shell recomienda el uso de lubricantes sintéticos en los diferentes componentes de los equipos (motores, transmisiones, diferenciales y mandos finales, etc.) con el objetivo de aumentar los periodos de cambio de aceite, evitando paradas innecesarias para cambiar el lubricante y reducir los costos de mantenimiento y operación. “Trabajar con tecnología sintética en la industria minera aún no es una práctica extendida; por ello, nuestro primer reto es cambiar la visión de nuestros clientes, implementando el uso de aceites sintéticos que mejoren el nivel de lubricación utilizando tecnología avanzada”, señaló Fernandes.

La industria minera necesita producir cada vez más con mayor seguridad y bajo impacto ambiental.

El uso de lubricantes Shell en el sector minero otorga beneficios como: incremento de la eficiencia, reducción del costo total de propiedad (TCO), aumento de productividad y cuidado del medio ambiente.

Impacto de una máquina inoperativa

Al ser equipos muy críticos, los efectos de su inoperatividad dependerán del equipo. Por ejemplo, una pala, que llega a costar US$30 millones , puede impactar en 10% a 20% la productividad de una mina. Si se trata de un equipo industrial como una faja transportadora, podría generar un impacto de hasta 50% en productividad.

Con el propósito de evitar imprevistos, Shell brinda servicios para ayudar a sus clientes a incrementar la confiabilidad y maximizar la vida útil de los componentes. “Shell LubeExpert es un servicio a través del cual un equipo de ingenieros expertos hacen revisiones periódicas de los equipos para ayudar a maximizar el desempeño de las maquinarias”.

Autor: Jean Pierre Fernandez (jpfernandez@prensagrupo.com)