Valero Energy Corp. compra PBF, tercer importador de combustibles más grande del Perú

Valero Energy Corp. compra PBF, tercer importador de combustibles más grande del Perú

Valero Energy Corporation, a través de sus subsidiarias, ha comprado Pure Biofuels del Perú SAC (PBF), el tercer importador de combustibles más grande del país, cuyos mayores clientes son empresas del sector retail, mineras y compañías aéreas. El monto de la inversión se mantiene en estricta reserva aún. Valero sostiene que ha adquirido la participación de  la empresa de Pegasus Capital Advisors y de otros accionistas minoritarios.

Pure Biofuels del Perú se describe como “una empresa dedicada a la comercialización de combustibles líquidos que cuenta con el respaldo de BP como accionista y principal proveedor. Esto permite asegurar el desarrollo de soluciones innovadoras utilizando productos de alta calidad y certificados mundialmente”. El fono Pegasus es dueño de alrededor del 90% de PBF. La transacción, comunica la misma Valero, incluye terminales para productos refinados en el puerto del Callao, in en la localidad de Paita, en la región Piura.

Valero cuenta con refinerías cercanas al Golfo de México. Tiene su sede principal en San Antonio, estado de Texas, EEUU.

El terminal del Callao tiene capacidad para almacenar aproximadamente un millón de barriles y un bastidor de ocho bahías para la distribución de productos. La compra también incluye terreno adyacente al terminal del Callao. Valero no descarta la idea de aumentar su capacidad de almacenamiento “en un futuro”.

En tanto, el terminal de Paita, que comenzará sus operaciones a mediados del 2018, como el del Callao, también puede recibir embarcaciones Panamax. Incialmente tendrá una capacidad de almacenaje de 180,000 barriles, además de terrenos para futuras expansiones.

Joe Gorder,  presidente ejecutivo de Valero, sostiene que “Perú es una de las economías en Latinoamérica que más rápidamente crece y está muy bien situada para soportar nuestros planes de crecimiento”. Valero cuenta con refinerías cercanas al Golfo de México. Tiene su sede principal en San Antonio, estado de Texas, EEUU, y emplea alrededor de 1,000 personas. También produce petróleo refinado y etanol.

Opera 15 refinerías con una capacidad total de 3.1 millones de barriles por día y 11 plantas de etanol con una capacidad de 1,450 millones de galones por año. Sus refinerías están localizadas en EEUU, Canadá y el Reino Unido.

Autor: Jean Pierre Fernandez (jpfernandez@prensagrupo.com)